The Daily Puppy

Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 19 de agosto de 2012

Pero ¿cómo es posible que hasta ahora nadie haya dicho nada y Johnson & Johnson haya comercializado sus productos para bebés sin problemas???


EEUU | Empezará en 2013

Johnson & Johnson eliminará sustancias potencialmente dañinas de sus productos

  • La compañía tiene previsto retirar dos componentes por el debate sobre ellos
  • A pesar de la decisión, la empresa insiste en que sus productos son seguros
Johnson & Johnson ha sido la primera gran compañía que eliminará ciertas sustancias químicas potencialmente peligrosas de sus productos respondiendo así a las demandas que realizaban grupos ecologistas y de consumidores estadounidenses.
[foto de la noticia]
Los compuestos químicos afectados son el formaldehído, que fue identificado el año pasado por los científicos del gobierno como un carcinógeno; o el dioxano, que en algunos estudios se ha visto asociado con cánceres en animales. "Hay un debate público muy intenso sobre la seguridad de los ingredientes que forman los productos de cuidado personal", ha declarado Susan Nettesheim, del grupo de salud del consumidor de Johnson & Johnson.
Aunque esta compañía se había comprometido a eliminar estas sustancias en los productos para niños, como sus famosos champús, para finales de 2013, la sorpresa ha llegado cuando ha anunciado la supresión de los mismos también en los productos para adultos, afectando así a marcas como Neutrógena, Aveeno o Clean & Clear, que se verán libres de formaldehído a finales de 2015.

¿Son tan peligrosos?

La decisión ha sido alabada por muchas organizaciones que, como Kenneth A. Cook, presidente de Environmental Working Group, una de las instituciones que ha negociado con la compañía el cambio de sus prácticas, "es la primera gran empresa que decide unilateralmente tomar este tipo de medidas".
En 2009, la Campaña por Cosméticos Seguros, una coalición que incluye al Grupo de Trabajo Ambiental, analizó el contenido de decenas de productos para niños y encontró que muchos de ellos contenían estos dos componentes: el formaldehído y dioxano. Dichas sustancias no se encuentran en el etiquetado de los productos porque, técnicamente, no son un ingrediente del mismo.
"El peligro que tienen estas sustancias depende de la concentración y cantidad que haya en los productos y en los champús, lociones o productos de maquillaje. Lo normal es que estas cantidades sean realmente muy pequeñas, por lo que es muy complicado desarrollar leucemias u otros tipos de cáncer asociados al formaldehído", explica a ELMUNDO.es Manuel Fernández Lorente, dermatólogo del Grupo de Dermatología Pedro Jaén.
"El peligro se puede encontrar cuando estas sustancias entran en contacto con la mucosa o se ingieren. En el caso de los productos para niños, que serían los más peligrosos, cabe estas posibilidades, pero para que fueran un peligro de verdad tendría que ingerirse todos los días durante años, porque son dosis muy pequeñas. Así, si los padres están utilizando champús con estos compuestos no tienen que alarmarse, porque es muy complicado que desarrollen problemas para la salud", indica este especialista, que añade, "posiblemente se trate más de una campaña de imagen, que de algo realmente dañino para la salud".
Con la misma opinión se mostraba Nettesheim que explicaba que "nuestros productos son completamente seguros tal y como están en opinión de los científicos e investigadores. no preocupamos por la seguridad, pero a los consumidores les preocupan los informes de estos tipos de compuestos, que afectan en grandes dosis que aquí no se utilizan y nosotros no podemos ignorarlo, por lo que preferimos eliminarlos", asegura.

Más medidas

Johnson & Johnson ya ha anunciado que también planea eliminar otros ingredientes que se han relacionado con problemas para la salud, incluyendo los ftalatos, que tienen una variedad de usos para la higiene personal, ya sea como refuerzo para el cabello en los sprays; o eltriclosan, una sustancia antibacteriana en jabones.
Con estas medidas, la compañía explica que su intención es que "los consumidores se encuentren lo más seguros posible con nuestros productos y no tengan ninguna duda sobre ellos", afirman en una nota de prensa.
Por su parte, Lisa Archer, directora de la Campaña por Cosméticos Seguros, ha explicado que su grupo seguirá insistiendo con otras marcas de cosméticos y empresas de bienes de consumo incluidos Estée Lauder Companies, Procter & Gamble, Avon y L'Oreal.
El Mundo. Es

No hay comentarios:

Publicar un comentario