The Daily Puppy

Se ha producido un error en este gadget.

martes, 20 de mayo de 2014


Tecnoevangelistas, la profesión del siglo XXI

Logran traducir en simples palabras las explicaciones más complejas de los investigadores y desarrolladores, y de esta manera promueven el uso de herramientas digitales y modifican hábitos; es una de los empleos más recientes del mercado laboral
Por   | Para LA NACION
Bryan Tafel evangeliza para Mofiler. Foto: LA NACION / Fernando Massobrio

La palabra evangelista proviene del griegoevangelion, que significa buena nueva (en griego eu quiere decir bueno, y angelos,mensajero; de allí, también, la palabra ángel). Según la Real Academia Española es una persona destinada a cantar el evangelio en las iglesias. Partiendo de esta base, en la industria tecnológica hay una posición ocupada por unos pocos llamada tecnoevangelizador o tecnoevangelista.
"No me gusta demasiado el nombre del puesto porque puede asociarse a alguien que habla de sí mismo tratando de convencer, pero en realidad nosotros hacemos lo que nos apasiona: escuchar activamente lo que dicen distintas audiencias sobre tecnología y hablarles al respecto", explica Alejandro Cimas, ingeniero en sistemas y evangelista tecnológico de GeneXus, una firma de origen uruguayo con clientes en todo el mundo que, entre otras cosas, produce sistemas para múltiples plataformas como dispositivos móviles, sitios Web compatibles con todos los browsers, y para servidores IBM, Apache y Windows.
"En nuestro rol comunicamos información técnica a estudiantes, docentes, empresas, funcionarios y al público en general", explica Sean Koehl, Vision Strategist and Technology Evangelist de Intel Labs, que es el área del fabricante de microprocesadores enfocada en investigación y desarrollo. En su posición, este ejecutivo es el responsable de plasmar la visión de la empresa respecto de la tecnológica y el futuro, transmitiendo a los consumidores cómo los nuevos desarrollos impactarán en sus vidas cotidianas. "A diario converso con científicos, investigadores e ingenieros para estar al tanto de lo que se viene, y luego traduzco este contenido para que los usuarios hogareños, empresariales, analistas e inversores comprendan cómo puede mejorar la rutina de cada uno y la sociedad en general con la adopción de las nuevas soluciones", explica.
A simple vista, ser tecnoevangelizador parece ser el mejor trabajo del mundo: viajan todo el tiempo y hablan con el público sin mayor responsabilidad aparente. "Nuestra labor no es tan sencilla, ya que tenemos el desafío de lograr que las personas se interesen en la tecnología. Para eso tenemos que articular varias disciplinas, incluyendo psicología y antropología para que la gente realmente nos entienda y adopte las soluciones. Además estudiamos mucho para estar actualizados sobre los temas que abordamos. En definitiva estamos en un punto intermedio entre los técnicos y los especialistas en marketing, porque por un lado nos ponemos en el lugar de tecnólogos para comprenderlos y luego adaptamos el discurso en función de la audiencia para poder hablarles desde distintas perspectivas", explica Koehl. A modo de ejemplo, Cimas, desde Montevideo, menciona que con el fin de potenciar sus habilidades comunicacionales recibe capacitación para dar presentaciones efectivas. "Nuestro gurú es Jerry Weissman, autor de libros como In the Line of Fire: How to Handle Tough Questions y The Power Presenter y Presenting to Win: The Art of Telling Your Story.

EL MISMO LENGUAJE

"Muchas veces nuestro desafío es humanizar la tecnología", resume Bryan Tafel, ex Developer Evangelist para América latina de RIM (hoy BlackBerry), que actualmente es cofundador y jefe del área Evangelism de Mofiler, una plataforma de información de usuarios, donde los desarrolladores aportan datos de forma colaborativa, para generar perfiles e información con valor agregado que finalmente se termina comercializando. "Como Mofiler es un canal nuevo de monetización para desarrolladores, pero al mismo tiempo implica la democratización del negocio de la información de usuarios, como evangelizador mi gran objetivo es convocar a los desarrolladores a que se sumen al proyecto incluso sin tener certeza de cuántos ingresos puedan llegar a obtener por los datos aportados."
Para Tafel, la clave de su trabajo consiste en hablar el mismo lenguaje de la gente que lo está escuchando, por eso hay que tener la versatilidad suficiente para adoptar el tono y el discurso en función de la audiencia. "En una presentación que di en una universidad en Buenos Aires, como le estaba hablando a un público joven compuesto por estudiantes, y tenía que programar en vivo una aplicación para demostrar lo rápido y fácil que era crearla, dije: Si esta app funciona, me tiro de palomita en el escenario. En conclusión, tras la demo, la aplicación anduvo correctamente, y el auditorio no me dejo continuar con la exposición hasta que no cumplí lo que había prometido minutos antes."
Ariel Schapiro, ingeniero en informática de 32 años y Technical Evangelist de Microsoft de Argentina y Uruguay, cuenta la otra cara de la moneda. "Aunque lo que más hacemos es hablar, también es importante saber escuchar, porque el feedback que nos da la audiencia nos sirve para mejorar las soluciones que ofrecemos. Entonces, en nuestro rol, también transmitimos dentro de la empresa lo que oímos afuera." En este sentido, Cimas, que está basado en Montevideo, cuenta que una de sus actividades incluye "escuchar lo que se dice en las redes sociales sobre movilidad para saber qué piensa la gente, detectar cómo las personas utilizan las apps y cuáles son los títulos favoritos".
¿Puede la palabra o el consejo de alguien modificar un pensamiento, cambiar conductas, movilizar personas en relación con la tecnología? "Sí, porque el evangelizador tecnológico es justamente aquel que con sus dichos genera cambios de hábito o tomas de decisión entre su audiencia. Por eso es tan importante tener una formación multidisciplinaria, que nos permita poder lograr un alto nivel de identificación para convencer al interlocutor", explica Sandy Carter, Social Business Evangelist de IBM, que más allá de las reuniones y conferencias a las que asiste, evangeliza a través de su blog ( http://author.booksbysandy.com ), Twitter ( @sandy_carter ), donde tiene más de 26.600 seguidores, y con sus libros sobre marketing, negocios y social media.
"Aunque todo lo relacionado con social media está muy en boga en todo el mundo, mi misión es hablar con las empresas para explicarles cómo pueden aplicar estas soluciones para potenciar su negocio. En pocas palabras, educo, advierto y motivo a los ejecutivos para que piensen en las redes sociales en términos empresariales, y no como simples usuarios", explica.
Tan amplio y abstracto es el trabajo cotidiano de estas personas, que calificar su desempeño profesional puede ser complicado. "Mi labor está justificada si tenemos en cuenta que, según un informe de International Data Corporation (IDC), IBM es líder mundial en el mercado de software social para empresas, y es el cuarto año consecutivo que la firma ocupa esta posición", destacada Carter.
Schapiro argumenta de la misma manera: "Como mi objetivo es promover entre desarrolladores, start-ups y afines el uso de Windows Phone, Windows Azure y Windows 8, cumplo con mi labor, si ellos crean soluciones sobre la base de estas plataformas. En este sentido, Windows Phone es el segundo sistema operativo móvil más utilizado en nuestro país, sólo superado por Android, según el IDC Latin America Mobile Devices Tracker del último trimestre de 2013", explica.

DE CARA AL FUTURO

Si bien en la actualidad son pocas las compañías que cuentan en su organigrama con esta posición de evangelizador, los entrevistados opinan que existirán más colegas en el futuro, a medida que el rol de la tecnología avance dentro de la cotidianidad de los usuarios y las empresas en general.
Dada la misión tan peculiar de explicar temas complejos en un lenguaje sencillo para provocar entusiasmo por parte del público, la ejecutiva de IBM opina que en el futuro posiblemente exista como carrera universitaria, ya que es necesario formar ejecutivos que proclamen cómo vivir mejor, siempre con la tecnología como aliada..

No hay comentarios:

Publicar un comentario